GRANDES DIFERENCIAS DE PRECIOS EN UNIFORMES DETECTÓ ESTUDIO DEL SERNAC En e

Productos de misma composición aunque de marcas diferentes:

  • l caso del jumper la diferencia alcanzó un 300%. Esta situación se detectó en las tallas 10 y 12, cuyo precio mínimo llegó a $1.990 y a un máximo de $7.990. Es decir, por el valor del más caro, el consumidor podría llevarse 4 del más barato.
  • En el caso de los niños, las cotonas beige presentaron las mayores diferencias en términos porcentuales, las que alcanzaron el 75,2% o el equivalente a $3.000 entre prendas de igual composición textil. Los precios fluctuaron entre los $3.990 y los $6.990.
  • El caso del calzado de niña que contiene cuero en su composición, sin considerar marcas, las diferencias superaron el 83%. En el caso de los niños, sobrepasaron el 278%, lo que equivale a $25.000 entre el producto más barato y el más caro.
  • Si se realiza la comparación entre tipos de establecimientos, considerando idéntica composición textil de las prendas, se observó que para uniformes, tanto de niña como de niño, la mejor alternativa fueron las multitiendas/tiendas especializadas, pues presentaron precios más económicos en relación a los supermercados.
  • Tras un análisis publicitario, el SERNAC denunciará a 6 empresas por diversos incumplimientos. Los consumidores tienen derecho a que la información sea veraz y se cumpla todo lo prometido.
  • Para conocer todos los detalles del estudio de precios y el análisis publicitario, visite www.sernac.cl 

Con el propósito de orientar a los papás y mamás en esta primera tarea del año y saquen un mejor provecho a su presupuesto, el SERNAC salió a la calle a cotizar los precios de los uniformes escolares.

El levantamiento de información fue realizado entre los días 25 y 27 de enero, y consideró los precios al contado de los uniformes escolares en 7 multitiendas, 3 cadenas de supermercados y 2 tiendas especializadas en vestuario y calzado, concentrados en la zona norponiente del Área Metropolitana, pero que tienen presencia nacional.

 Muestra de establecimientos

Este estudio consideró los valores de productos que comprenden principalmente la indumentaria básica de los colegios del país y que son de mayor demanda por los apoderados.

En el caso de las niñas, se consideró un uniforme compuesto por: jumper azul, pantalón azul, delantal celeste cuadrillé, blusa blanca (pack de 2 unidades), polar azul con cierre, capucha y bolsillos y zapatos negros tipo “Mafalda” con hebilla.

En el caso de los niños, el estudio incluyó camisa blanca (pack de 2 unidades), pantalón gris con media cintura elástica y presillas, sweater azul escote en V, cotona beige y zapatos negros con cordón.

Diferencias para uniformes de niñas según talla y composición, sin considerar marca

La mayor diferencia se detectó en el caso del jumper azul de tallas 10 y 12, composición 65% Poliéster y 35% Viscosa, cuyo menor precio fue de $1.990 en supermercado Lider del sector poniente (marca Boulevard); mientras que el máximo alcanzó los $7.990 en Falabella del norte (marca Holley), lo que representa una diferencia de 301,5% o de $6.000.  Es decir, un consumidor que elija el producto más económico puede llevarse cuatro prendas de idéntica composición, pero diferente marca.

Otra diferencia importante se dio para la misma prenda y en los mismos establecimientos, pero en las tallas 42 (L) y 44 (XL), la cual alcanzó un 120,2% o el equivalente a $6.000, cuyo menor precio registrado fue de $4.990 y el máximo de $10.990. En este caso un consumidor puede llevarse dos prendas de las más económicas por el precio de una de las más costosas, para idéntica composición de las telas pero diferente marca.

Diferencias para uniformes de niñas según talla y composición, sin considerar marca (en pesos y porcentajes)[1] 

Diferencias para uniformes de niños según talla y composición, sin considerar marca.

La mayor diferencia se detectó en la cotona beige composición 80% poliéster y 20% algodón, para las tallas 10, 14, 40 (M), 42 (L) y 44 (XL), registrando una diferencia de 75,2% o el equivalente a $3.000. En este caso, el menor precio fue de $3.990  en supermercado Lider de la zona poniente (marca Boulevard); mientras que el máximo alcanzó los $6.990 en multitienda La Polar de zona norte para las tallas 10, 12 y 14 (marca Crescendo); en supermercados Jumbo de la poniente, para las tallas 40 (M), 42 (L) y 44 (XL) (marca Club Maxx); y en la multitienda Johnson ubicada en la zona poniente, para las tallas 40 (M) y 42 (L) (marca Hemis). 

Diferencias para uniformes de niños según talla y composición, sin considerar marca (en pesos y porcentajes)[2]

Diferencias de precios en zapatos para niñas con composición similar, pero diferente marca

Al comparar calzados de composición similar, la mayor diferencia, para calzados con algún porcentaje de cuero, se detectó entre las tallas 30 a la 34 del tipo “Mafalda” con hebilla, cuyo precio mínimo alcanzó a $11.990 en supermercado Jumbo del sector poniente (marca Club Maxx; composición capellada; 80% cuero y 20% poliuretano; forro 100% nylon; planta 100% termoplástico); mientras que el valor máximo llegó a $21.990 en Falabella del sector norte (producto marca Colloky y de composición capellada, 30% cuero y 70% sintético; forro: 100% textil; planta 100% termoplástico). Es decir, una diferencia de 83,4% o el equivalente a $10.000.      

Diferencias para calzado de niña según talla y composición similar en materiales naturales[3], sin considerar marca (en pesos y porcentajes)

En los calzados, que en su elaboración están constituidos por materiales 100% sintéticos, también se detectaron importantes diferencias.

Es así que entre las tallas 34 a 40, las diferencias alcanzaron el 50,1% o el equivalente a $4.000, donde el menor precio llegó a los $7.990 en tienda Tricot del sector poniente (marca Tricot College; composición capellada 100% sintético; forro 100% textil; planta 100% termoplástico); mientras que el más caro se encontró a  $11.990 en tienda Dijon del mismo sector (marca Di-Kids; de composición capellada; 100% poliuretano; forro 100% poliuretano; planta 100% goma).

Diferencias de precios en zapatos para niños con composición similar pero diferente marca

En el caso de los niños, para el caso de los zapatos con algún porcentaje de cuero, se detectaron importantes diferencias entre las tallas 34 a 39, las cuales alcanzaron un 278,1% o el equivalente a $25.000.

El precio mínimo detectado fue de $8.990 en supermercado Tottus del sector poniente (talla 34 a 38, marca Cherokee; composición capellada; 95% cuero y 5% poliuretano; forro 100% mesh; planta 100% termoplástico); y Lider del sector poniente (talla 35 a 39, para la marca Boulevard; composición capellada; 100% cuero; forro 100% textil; planta 100% termoplástico); mientras que los más altos llegaron a $33.990 en Falabella y Ripley del sector norte (marca Colloky; composición capellada; 90% cuero y 10% sintético; forro 90% textil y 10% cuero; y planta 100% phylon-termoplástico). Es decir, por el precio del más caro un consumidor puede adquirir tres pares de zapatos de los más económicos. 

Diferencias para calzado de niño según talla y composición similar en materiales naturales[4], sin considerar marca (en pesos y porcentajes)

En el caso de los calzados constituidos por 100% materiales sintéticos, también presentaron importantes diferencia.

Es así que entre las tallas 34 a 38, las diferencias alcanzaron el 62,6% o el equivalente a $5.000, donde el menor precio se encontró a $7.990 en tienda Tricot del sector poniente (marca Tricot College; composición capellada; 100% sintético; forro 100% textil; planta 100% termoplástico); y el más caro en tienda Dijon del mismo sector (marca Di-Kids; composición capellada; 100% poliuretano; forro: 100% poliuretano; planta 100% goma).

Diferencias de precios para uniformes escolares para niñas entre supermercados y multitiendas, con misma composición pero de diferente marca

Para el caso que un consumidor privilegie la composición de las prendas del uniforme, independiente de la marca, y quiera cotizarlo tanto en supermercados como en multitiendas/tiendas especializadas, también se observan algunas diferencias.

Por ejemplo, en el caso del delantal celeste talla 44 (XL) 80% poliéster y 20% algodón, se encontró desde los $3.990 en supermercado Lider del sector poniente (marca Boulevard); hasta los $6.990 en multitiendas Johnson y Paris del mismo sector (marca Hemis).

Para el jumper azul talla 14 con 65% poliéster y 35% viscosa, los precios oscilaron entre $4.990 y $7.990, cuyo menor valor se registró en multitienda Tricot del sector poniente (marca Tricot College); y el máximo en supermercado Jumbo del mismo sector en la (marca Club Maxx)

Diferencias de precios mínimos por prendas comparables por su composición en el uniforme de niña, para distintas tallas entre tipo de establecimiento, independiente de la marca (en porcentajes).

Diferencias de precios para uniformes escolares para niños entre supermercados y multitiendas, con misma composición pero de diferente marca 

Una diferencia importante se encontró en la cotona beige, tallas 40 (M) y 42 (L), composición 80% poliéster y 20% algodón, cuyo precio mínimo alcanzó los $3.990 en supermercado Lider del sector poniente (marca Boulevard); y el máximo llegó a $6.990 detectado en multitienda Johnson del mismo sector (marca Hemis).

Diferencias de precios mínimos por prendas comparables por su composición en el uniforme de niño, para distintas tallas entre tipo de establecimiento, independiente de la marca (en porcentajes).

Principales conclusiones:

  • Si el consumidor privilegia la composición textil idéntica de los uniformes, las diferencias en el caso del de niña superaron el 300% o el equivalente a $6.000 para el jumper azul (talla 10 y 12).
  • En el caso de los niños, las cotonas beige presentaron las mayores diferencias en términos porcentuales, las que alcanzaron el 75,2% o el equivalente a $3.000 entre prendas de igual composición textil, para la mayoría de las tallas.
  • El caso del calzado de niña con algún porcentaje de cuero, entre las tallas 30 a 34, sin considerar marcas, las diferencias fueron significativas, las que llegaron a superar el 83% o el equivalente a $10.000. A su vez, para los compuestos solo por materiales sintéticos las diferencias superaron el 50%, que equivale a $4.000.
  • Las diferencias entre los zapatos de niño fueron aún más significativas para los elaborados con materiales naturales, superando el 278% o equivalente a $25.000. A su vez, los sintéticos también presentaron una diferencia que superó el 62%, que corresponde a $5.000.
  • Si se realiza la comparación entre tipo de establecimiento, considerando idéntica composición textil de las prendas, se observó que para uniformes, tanto de niña como de niño, la mejor alternativa fueron las multitiendas/tiendas especializadas, pues presentaron precios más económicos en relación a los supermercados.
  • Es así que en el uniforme de niña como de niño, de los 46 productos que se pudieron comparar con idéntica talla y composición, 27 de estos fueron más caros en supermercado y 19 en multitiendas/tiendas especializadas. Sin

embargo las diferencias no fueron tan significativas, por lo que el llamado es siempre a cotizar.

  • Finalmente, no fue posible comparar un uniforme completo (o parte del mismo) y un calzado de niña o niño entre todos los distintos establecimientos que componen la muestra, debido a la diversidad de composiciones textiles, en las distintas marca, que vende cada casa comercial, por lo tanto el llamado es siempre a cotizar.

Consejos y derechos generales

Ante los resultados arrojados por este estudio, el SERNAC recomienda nuevamente a los consumidores cotizar antes de comprar el uniforme, pues con ello se podría obtener importantes ahorros en el precio de este tipo de productos.

En este sentido, es importante recordar que los consumidores tienen derecho a conocer los precios, los cuales deben estar correctamente informados, en moneda nacional, de manera destacada y visible, ya sea en vitrinas o estanterías, los cuales deben corresponder al valor total, con impuestos incluidos. A su vez, las empresas deben cobrar el precio informado, exhibido o publicitado.

Otro aspecto relevante es comprar sólo en el comercio establecido, pues  esto les permite a los consumidores la posibilidad de resguardar sus derechos, ya sea, a la seguridad en el consumo como a la garantía legal en caso que el producto salga defectuoso.

Otras de las recomendaciones a los padres y apoderados es, antes de realizar las compras, a revisar el uniforme del año pasado y ver las prendas que pueden ser nuevamente utilizadas, lo que le permitirá ahorrar.

Recuerde que según el MINEDUC, el uso del uniforme no es obligatorio, a menos que los directores lo pidan previo acuerdo con el centro de padres, consejo de profesores y centro de alumnos. Si así fuera, no se le puede impedir al alumno ir al colegio por no usarlo o el establecimiento debe facilitar el uso total o parcial, temporal o definitivo del uniforme.

Por otra parte, la elección de la empresa que proveerá los uniformes debe permitir la competencia entre las empresas en un proceso abierto y transparente. Los apoderados deben ser informados y elegir el establecimiento que les convenga aunque no tengan convenio con el colegio. 

Denuncias por incumplimientos publicitarios

El SERNAC realizó un análisis de los diferentes mensajes publicitarios emitidos tanto en prensa escrita nacional, catálogos insertos en diarios y televisión abierta, con el propósito de detectar si la información publicitaria que emiten las empresas respecto de diferentes productos escolares se ajustan a los estándares que establece la Ley del Consumidor.

La muestra analizada incluyó un total de 22 piezas publicitadas por 15 empresas entre el 15 de enero al 8 de febrero del presente año.

Tras el análisis, el SERNAC detectó diferentes incumplimientos, entre ellos, frases del tipo “hasta agotar stock”; omisión del Costo Total del Crédito (CTC); letra chica ilegible por tamaño y/o contraste, y presencia de frases susceptibles de comprobabilidad, entre otras.

Ante este tipo de hallazgos, el SERNAC denunciará ante la justicia a 6 empresas: Falabella, Johnson, La Polar, Lápiz López, Líder y París.

Además, oficiará a Falabella y Paris para que comprueben la veracidad de la  afirmación publicitaria donde indican “exclusividad” de determinadas marcas y/o productos.

[1] No se consideran establecimientos ni marcas y se compararon productos de idéntica composición textil que presentaron diferencias, en alguna de las prendas que componen el uniforme, entre las distintas tallas.

[2] No se consideran establecimientos ni marcas y se compararon productos de idéntica composición textil que presentaron diferencias en las distintas tallas.

[3] El % de fibra natural varía según la marca del calzado.

[4] El % de fibra natural varía según la marca del calzado.

 

 

 

 

 

 

 

°°°°°°°°°°°°°

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s